Dada la situación mundial, trabajar en la nube va a ser una opción más que aceptable para muchas empresas.

No se debe confundir trabajar en la nube con almacenar datos en la nube. Es importante distinguir entre estos dos términos porque aunque parezca que son sinónimos, tienen una diferencia fundamental respecto a los programas y su localización.

Almacenar en la nube

Cuando se trabaja en la nube los programas que usamos no están localizados en nuestro ordenador.

Conflictos almacenamiento en la nubeAntiguamente se compartían archivos en la nube y eran editados remotamente por una o más personas, esto a veces provocaba conflictos, si dos personas tenían abierto el archivo al mismo tiempo sólo se podían guardar los cambios realizados por uno de ellos.

A la hora de trabajar en la nube es muy importante tener un acceso rápido a nuestros ficheros, también necesitaremos tener los archivos bien categorizados y ordenados en carpetas, cuando distintas personas tienen que acceder a los archivos, el orden es imprescindible.

La capacidad de almacenamiento importa, pero la velocidad de acceso y guardado es un dato a tener en cuenta a la hora de escoger servicios en la nube.

Si trabajamos varias personas simultáneamente sobre los mismos archivos o bases de datos es necesaria una sincronización eficiente.

Por nuestra parte, hemos de trabajar sólo con las aplicaciones necesarias. Cada aplicación consume recursos de nuestro sistema y de la conexión de red, y si tenemos muchas aplicaciones haciendo peticiones simultáneas provocará un descenso notable en la productividad.

El proveedor de tus servicios en la nube es importante, a parte de lo ya mencionado en lo referente a la capacidad, velocidad y estabilidad debes tener en cuenta que cumpla con los requisitos legales de protección de datos y cifrado.

Si en los ficheros que subes tienes datos de terceros deberás cumplir con la ley de protección de datos.

Ley de protección de datos

La seguridad en los accesos es muy importante, sea por el método que sea, los accesos a tus programas y archivos deben tener un buen nivel de protección, tanto si accedes por medio de contraseñas u otros sistemas de autenticación. A ser posible hemos de contar con con expiración de tiempo de sesión, para evitar el acceso a nuestros datos por tener sesiones abiertas o posible robo de los terminales de cualquier usuario.

Si tenemos la posibilidad de trabajar desde terminales móviles o tabletas mejor, pues hay casos en los que es necesario un acceso desde estos terminales por no tener a mano un ordenador, es muy útil para las emergencias que puedan surgir. Eso sí, atención a los virus y malware que pudieran tener los terminales con los que se accede.

Como siempre decimos, el tener copias de seguridad periódicas de todos nuestros datos nos evitará muchos sustos y disgustos.

Las copias de seguridad deberán estar en otro lugar distinto de nuestra nube, si es en la nube con otros accesos distintos y a ser posible tener copia en otro servidor o método de almacenamiento físico.

Copias de seguridad

A la hora de elegir un servicio de almacenamiento en la nube tomate tu tiempo y estudia bien todos lo que te ofrecen unos y otros proveedores y ten en cuenta el coste de la hora de trabajo de cada usuario a la hora de pensar en el precio que debes pagar por este servicio.

En Informaticos.co te ofrecemos servicios en la nube con la mejor calidad y servicio y te regalamos 30 días para que puedas probar y comparar nuestros servicios.

La experiencia acumulada en nuestros años de trabajo hace que sea una de las empresas mejor valoradas por nuestros clientes, no lo dudes, contacta con nosotros y  estudiaremos un plan que se adapte a tus necesidades.

0/5 (0 Reviews)