Las cámaras de vigilancia se han convertido en un elemento imprescindible dentro de nuestras casas o negocios, la instalación de cámaras de vigilancia ya no es un lujo al alcance de pocos, cada día se abaratan más los modelos, tanto de las cámaras IP como los modelos de circuito cerrado o CCTV.
Las funciones que pueden realizar también han aumentado exponencialmente desde el reconocimiento facial hasta el control remoto por medio de terminales móviles.
En breve serán tan habituales en las casas y en los negocios como lo son los móviles o las impresoras.